URBANISMO SITUACIONISTA


por Jon Aguirre Such




En un debate en torno a la Ciudad Deseada es inevitable mencionar a la Internacional Situacionista. Sus teorías urbanas están íntimamente ligadas con la experiencia hedonista de la ciudad ya sea en su análisis -la Deriva y la Psicogeografía- como en la generación de propuestas -la construcción de situaciones. Todas estas cuestiones convergen en un posicionamiento rotundo frente a los fenómenos urbanos que ellos mismos resumen con el apelativo de urbanismo unitario[1]. Mediante este concepto la IS abogaba por la conjunción del arte y los avances técnicos para la intensificación de las experiencias humanas dentro de la ciudad como base hacia una emancipación personal generalizada.




“Urbanismo Situacionista” recoge dos escritos fundamentales en el desarrollo de las teorías urbanas de los situacionistas y que originalmente aparecieron en el primer y sexto número de la revista de la Internacional Situacionista, en junio de 1958 y agosto de 1961 respectivamente. El primero de ellos es el escrito seminal de Gilles Ivain –pseudónimo del controvertido activista Ivan Chtcheglov- acertadamente titulado ‘Formulario para un nuevo urbanismo’. En este breve artículo el joven Chtcheglov –sólo tenía 20 años cuando lo escribió-habla de una necesaria reformulación de la práctica urbana y arquitectónica a través de dirigir los avances de la técnica en la dirección adecuada. De este modo habla de la experimentación, la creación de situaciones y, más importante, de deseos, la proyectación de conjuntos arquitectónicos con capacidad de cambiar a voluntad de los usuarios, de la introducción de la noción de relatividad y de la importancia del ocio y del juego en la ciudad. Sin duda son muchas ideas que se barajan en este libro que servirían para impulsar la práctica urbanística hacia nuevos horizontes.
El segundo es el "Programa elemental de la oficina de Urbanismo Unitario" de Attila Kotanyi y Raoul Vaneigem. Este texto presenta un decálogo que profundiza en las tesis de Gilles Ivain enfatizando la importancia del ocio, el encuentro como base para la vida urbana, la descongestión del espacio urbano para generar ambientes que propicien la reunión entre los habitantes así como la asociación del planeamiento con el espectáculo generado a través del capitalismo.

Sin duda estos dos escritos están dotados de una capacidad prospectiva admirable y muchas de las cuestiones que en ellos se trata perfectamente podrían trasladarse al mundo contemporáneo. Estas no son más que vagas ideas de la riqueza que podéis hallar en sus líneas, por lo que es muy recomendable su lectura. Podéis encontrar la reproducción íntegra de los textos mencionados en el Archivo Situacionista Hispano y más concretamente en los siguientes links:
Formulario para un nuevo Urbanismo


Programa elemental de la oficina de urbanismo unitario

Para los más perezosos os adjunto algunas frases bastante sugestivas que espero inciten a la reflexión y el debate:

Nos proponemos inventar nuevos escenarios móviles.La fase última de la técnica permite el contacto ininterrumpido entre el hombre y la realidad cósmica a la vez que elimina sus aspectos desagradables.

El complejo arquitectónico será modificable. Su aspecto cambiará parcial o totalmente siguiendo la voluntad de sus habitantes.La aparición de la noción de relatividad en la mentalidad moderna permite sospechar el aspecto EXPERIMENTAL de la nueva civilización, aunque la palabra no me satisface. Un aspecto más flexible, más "divertido" digamos.

Se ha hecho imprescindible una transformación espiritual completa, que saque a la luz deseos olvidados y cree otros completamente nuevos. Y realizar una propaganda intensiva en favor de estos deseos.

Hemos apuntado ya la necesidad de construir situaciones como uno de los deseos básicos en los que se fundaría la próxima civilización.

La actividad principal de los habitantes será la DERIVA CONTINUA. El cambio de paisajes entre una hora y la siguiente será responsable de la desorientación completa.

La circulación es la organización del aislamiento. Por ello constituye el problema dominante de las ciudades modernas. Es lo contrario del encuentro, la absorción de las energías disponibles para el encuentro o para cualquier tipo de participación. La participación que se ha hecho imposible se compensa en el espectáculo. El espectáculo se manifiesta en el hábitat y en el desplazamiento (standard de alojamiento y vehículos personales).

Lo que llamamos urbanismo unitario, es decir, de la crítica viviente, [...] quiere decir establecimiento de las bases para una vida experimental: reunión de creadores de su propia vida en terrenos equipados para sus fines.

El urbanismo promete es la felicidad. El urbanismo será juzgado por tanto en función de esta promesa. La coordinación de los medios artísticos y científicos de denuncia debe llevar a una denuncia completa del condicionamiento existente.

La actual planificación de las ciudades, que se presenta como una geología de la mentira, dejará lugar con el urbanismo unitario a una técnica de defensa de las condiciones siempre amenazadas de la libertad cuando los individuos, que no existen aún como tales, construyan libremente su propia historia.


...................................................................
[1] Teoría del empleo del conjunto de las artes y las técnica que concurren en la construcción integral de un medio en combinación dinámica con experiencias de comportamiento. Revista Internationale Situationniste 1, junio 1958. En “Internacional Situacionista vol. 1: La Realización del Arte”, Literatura Gris, Madrid, 20

No hay comentarios: